¿Tiene relación la Agenda 2030 con la economía circular?

En su Agenda 2030, las Naciones Unidas establecen un marco de referencia sobre Desarrollo Sostenible a nivel mundial, pero ¿tiene relación con lo que conocemos como economía circular?

La Agenda 2030 cuenta como aliada con la economía circular

Fue en septiembre de 2015 cuando la Asamblea General de Naciones Unidas aprobó lo que se conoce como Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible, que consiste en una hoja de ruta con los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) y los 169 hitos a lograr en el horizonte del año 2030.

Titulada como Transformar nuestro mundo: la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible, responde a la necesidad internacional de disponer de un marco consensuado para abordar los retos globales de la humanidad.

Es importante resaltar que la complejidad, la globalidad y la complementariedad de esta agenda va más allá de las herramientas que se han aprobado los últimos 50 años.

La Agenda 2030 aborda 5 grandes áreas claves, conocidas como las 5 P (en inglés): Personas (persons), Planeta (Planet), Prosperidad (properity), Paz (peace) y Alianzas (partners)

La Unión Europea toma este documento como referencia y trata de ser pionera en estos ámbitos, incluyendo en sus estrategias y planes los ODS identificados por la ONU.

Los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible

Por su parte, recordemos que la economía circular se basa en 3 principios clave:

  1. Preservar y mejorar el capital natural, controlando existencias finitas y equilibrando los flujos de recursos renovables.
  2. Optimizar el uso de los recursos, rotando productos, componentes y materiales con la máxima utilidad en todo momento, tanto en los ciclos técnicos como en los biológicos.
  3. Fomentar la eficacia del sistema, revelando y eliminando externalidades negativas.

Intentando responder nuestra pregunta inicial, podemos decir que la transición hacia un modelo económico más circular está completamente alineada con la Agenda 2030 de las Naciones Unidas.

De hecho, la economía circular es una palanca clave para alcanzar los siguientes Objetivos de Desarrollo Sostenible de la ONU:

ODS 7 – Energía asequible y no contaminante

Las 2 principales metas que se buscan con el establecimiento de este ODS son las siguientes:

  1. Aumentar considerablemente la proporción de energías renovables en el conjunto de fuentes energéticas.
  2. Duplicar la tasa mundial de mejora de la eficiencia energética.

La transición a un modelo económico circular ayudará a alcanzar la metas del ODS 7, ya que los contaminantes combustibles fósiles serán sustituidos en la producción energética por nuevos recursos y fuentes alternativas de energía.

ODS 9 – Industria, innovación e infraestructura

Las 2 principales metas que se persiguen con el establecimiento de este ODS son las siguientes:

  1. Modernizar las infraestructuras y reconvertir la industria para que sea más sostenible, utilizando los recursos con mayor eficiencia y promoviendo la adopción de tecnologías y procesos industriales limpios y medioambientalmente racionales y responsables, logrando que todos los países tomen medidas de acuerdo con sus capacidades respectivas.
  2. Aumentar la investigación científica y mejorar la capacidad tecnológica de los sectores industriales de todos los países, en particular de los países en desarrollo, fomentando la innovación.

La economía circular tiene uno de sus focos puestos en el aumento de la productividad material, que tendría un impacto directo en la consecución del ODS 9.

La huella ambiental, camino para la Economía Circular

ODS 12 – Producción y consumo responsables

Este ODS se sitúa en el centro de la economía circular.

Su misión es que borremos de nuestra mente y de nuestro vocabulario el concepto de residuo, desecho o desperdicio y que lleguemos a pensar únicamente en recursos.

Para alcanzar dicho objetivo será necesaria una revisión completa de los patrones lineales de producción y consumo, en favor de un modelo circular: un nuevo modelo en el que todos los productos se diseñan y producen considerando su reutilización, su reciclaje, la gestión sostenible y el uso eficiente de los recursos naturales, y la reducción de la generación de residuos.

Realizar este cambio al nuevo modelo sólo será posible gracias a la implicación de las empresas, consumidores y administraciones públicas.

 

Para finalizar, nos gustaría indicar que los ODS se definieron para desarrollar de forma global las dimensiones económica, social y medioambiental (triple balance), y la economía circular se encuentra en la intersección de estas dimensiones de la sostenibilidad.

El desarrollo de la economía circular debe empujar, por su definición, en la consecución de los ODS y contribuir a la reorientación sostenible de los países, generando actividades creadoras de riqueza y empleo de manera global …

…Y sin dejar a nadie atrás!

Ricardo Estévez

Mi verbo favorito es avanzar. Referente en usos innovadores de TIC + Marketing. Bulldozer sostenible, fundador de ecointeligencia y director de TIMUR

Esta entrada tiene un comentario

  1. Hugo Paiva

    Buen análisis den la relación de los ODS con la economía circular. Muchas gracias!

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.