La empresa social como herramienta para erradicar la pobreza

Como hemos tratado en otras ocasiones, la empresa social se representa como una herramienta para erradicar la pobreza en el mundo, dentro de un modelo de mercado que respeta la dignidad humana y la antepone a la consecución de beneficios económicos.

Muhammad Yunus es el precursor de la empresa social para erradicar la pobreza

Este paradigma que se presenta dentro de las innovaciones de carácter social ha tomado gran relevancia de la mano de su creador y principal promotor, Muhammad Yunus.

De Muhammad Yunus podemos decir que es un economista de Bangladesh, país asiático de los más pobres del mundo, que fue galardonado con el Premio Nobel de la Paz 2006 por sus esfuerzos para incentivar el desarrollo social y económico desde abajo.

La primera de las grandes aportaciones de Yunus ha sido la implementación del concepto de microcrédito, y cuyo desarrollo en Bangladesh y otros países menos desarrollados a partir de 1974, ha llevado a la fundación en 1983 del Banco Grameen, que significa aldea en su idioma natal.

Hoy en día los microcréditos se han extendido por todo el mundo y se ha demostrado que son un medio para ayudar a las personas a salir de la pobreza extrema mediante el fomento del espíritu emprendedor y de la dignidad humana: con datos actualizados de octubre de 2019, más 29.000 millones de dólares han sido prestados a más de 9 millones de personas, siendo mujeres el 97% de esta cifra.

El microcrédito se basa en la idea de que un pequeño préstamo, de entre 20 y 30$, puede ser suficiente para que una persona pobre inicie un negocio y pueda salir de la trampa de la pobreza.

Recordemos que erradicar la pobreza es el nº 1 de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la ONU y es uno de los principales desafíos que enfrenta la humanidad.

Si bien la cantidad de personas que viven en la extrema pobreza disminuyó en más de la mitad entre 1990 y 2015, aún demasiadas luchan por satisfacer las necesidades más básicas.

A nivel mundial, alrededor de 736 millones de personas aún viven con menos de 2 dólares al día y muchos carecen de acceso a alimentos, agua potable y saneamiento adecuados.

Los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible

En este contexto, podemos afirmar que el Banco Grameen funciona principalmente como banca de ayuda al desarrollo

Los principios en los que se basa el modelo de trabajo del Banco Grameen son opuestos a los de la banca tradicional, pero no al capitalismo: orientación hacia los más pobres y hacia las mujeres, no se piden garantías, se evita la burocracia, un sistema basado en la transparencia y la confianza.

Como resultado, este banco ha obtenido una tasa de devolución de créditos del 99%. Los resultados de los microcréditos en Bangladesh y otros países han sido evidentes: mayor acceso a la educación, mejora en la condición de las mujeres, reducción de la tasa de natalidad, mejores condiciones de vivienda y salud, aumento del nivel de salarios y mayor estabilidad político-social.

En forma paralela, mediante la Fundación Grameen, se han creado múltiples empresas que brindan servicios en Bangladesh con una orientación social y empresarial a la vez, lo que ha llevado a Yunus a desarrollar el concepto de empresa social, su segunda gran aportación.

Yunus cree firmemente que es posible erradicar la pobreza y para ello propone 2 tipos de empresas sociales:

  1. La empresa que no busca el lucro, sino resolver un problema social
  2. La empresa que es propiedad de personas pobres y que les permite generar ingresos, mejorando así su condición y la de su comunidad

Asimismo, establece los siguientes 7 principios que caracterizan a la empresa social:

  1. El objetivo de la empresa es superar la pobreza o resolver uno o más problemas sociales, no el de maximizar las ganancias.
  2. La empresa debe ser sostenible financiera y económicamente.
  3. Los inversores recuperan solo la inversión inicial.
  4. Cuando se devuelve la inversión, las ganancias se reinvierten en la empresa para ampliación y mejoras. Es decir, no hay dividendos.
  5. La compañía será ecológicamente responsable.
  6. Los empleados de la empresa tienen un salario y condiciones de trabajo iguales o mejores que los del entorno local.
  7. Todo este trabajo se hace con alegría.

Los citados principios 3 y 4 llaman la atención porque chocan con el pensamiento tradicional, donde el inversor busca precisamente los dividendos o una ganancia sobre su inversión.

Los principios 5 y 6 fortalecen el carácter social de la empresa, en particular dado que el capitalismo salvaje ha generado, en muchos lugares del Planeta, explotación de personas, accidentes laborales y contaminación ambiental en todo el mundo, siendo actualmente China ejemplo de muchas de estas prácticas.

En cuanto a los salarios, esta iniciativa es similar a los programas de Comercio Justo (Fair Trade) mediante los cuales se les paga a los agricultores un precio justo por sus productos, superior al precio de mercado.

El último principio es importante desde el punto de vista psicológico, ya que el trabajo en una empresa social responde a una vocación orientada a la realización personal mediante el servicio a los demás y menos en la obtención de poder o de bienes materiales.

La Fundación Grameen como soporte de la empresa social

Para terminar, podemos decir que Muhammad Yunus combina en una forma destacable la innovación social con la ortodoxia económica, es decir, la empresa social debe cubrir sus costes, hacer un plan de negocios, buscar y atraer inversores, tener una estrategia empresarial, una administración sólida y, por supuesto, vender.

A este enfoque le proporciona un rostro humano que sirve a fines más altos que únicamente la obtención de beneficios económicos.

Y tu, ¿crees que la empresa social es un medio importante para erradicar la pobreza?

Ricardo Estévez

Mi verbo favorito es avanzar. Referente en usos innovadores de TIC + Marketing. Bulldozer sostenible, fundador de ecointeligencia y director de TIMUR

Esta entrada tiene un comentario

  1. ANTONIO GUZMÁN PORRAS

    Estimado amigo Ricardo Estévez

    En primer lugar Feliz Año Nuevo.
    En referencia al escrito quien tiene la obligación son los gobiernos de solucionar en problema de la igualdad de las mujeres.
    Traspasar el problema a la ciudadanía de la pobreza infantil a las mujeres es una falacia, los responsable son en su totalidad los gobernantes por su falta de responsabilidad y de incumplir los derechos humanos.
    En los principio del modelo empresarial discrepo totalmente con tus comentarios, creo que nunca has tenido empleados productivos a tu cargo, donde no solo depende de uno los empleados sino también toda su familia, este es el valor de toda empresa social, que los beneficiarios son todos los componentes de la familia del trabajador productivo.
    Y que es productivo, toda transformación de un producto en servicio de las personas para su existencia diaria como los alimentos con fundamento esencial para su vida.
    Sin energía eléctrica la sanidad, los alimentos, la educación, no podrán ser una garantía para la vida de las personas y poder salir de la pobreza en estos países donde las desigualdades son extremas.
    Y donde los gobernantes son lo protejan a los grandes monopolios.
    Un cordial saludo
    Antonio Guzmán Porras

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.