Limitar el calentamiento global es el gran desafío del siglo XXI

La publicación del Informe especial del Panel Intergubernamental sobre el Cambio Climático (IPCC) sobre el calentamiento global de 1,5° C ha puesto a la comunidad internacional la pista de planificar y lograr un desafío global para el siglo XXI equivalente a las misiones que llevaron al Hombre a la Luna en pasado siglo.

Informe Especial del OPCC sobre el calentamiento global

Hace 60 años, el presidente Kennedy Lazó su famoso desafío al pueblo estadounidense: poner a un hombre en la Luna en menos de una década.

En ese momento, la tecnología para lograr esta hazaña no existía, pero en menos de una década, con una combinación de imaginación, innovación tecnológica, valentía personal y liderazgo político, Estados Unidos cumplió la visión de Kennedy con los resultados que todos conocemos.

El nuevo informe especial del IPCC sobre la necesidad de limitar el calentamiento global a 1,5° C ha planteado hoy un desafío similar al de Kennedy para todos nosotros.

El informe hace notar que la ventana de tiempo para mantener el calentamiento global dentro de límites seguros está pasando rápidamente. También hace hincapié en que los beneficios de mantenerse en esto 1,5° C en comparación con los 2° C mencionados en otras ocasiones, son significativos y probablemente superen con creces los costes de aumentar la esta reducción.

Pero sobretodo, se fija en que es posible resolver el terrible problema del cambio climático trabajando decididamente en el objetivo de 1,5° C, técnicamente posible y por el que debemos apostar decididamente.

La magnitud del desafío establecido en por este informe especial del IPCC no se puede negar que es enorme, pero también lo fue el programa Apollo para llevar al Hombre a la Luna.

El reto de limitar el aumento a 1,5 ª C es comparable a llevar al Hombre a la Luna

Es necesario, por tanto, hacer nuestro con la misma emoción y optimismo este reto, tal y como lo hicieron hace 6 décadas esos científicos y astronautas, así como buscar otros ejemplos en la Historia de cambios sin precedentes en busca de inspiración.

Desde los genios de la ingeniería que impulsaron la Primera Revolución Industrial en el siglo XIX, hasta los empresarios chinos que han transformado su país en una potencia económica en poco más de dos décadas, es necesario creernos que somos capaces de lograr grandes hitos cuando nos decidimos actuar.

¡Lo peor es la inacción y el pensar que otros nos solucionarán el problema!

Lo positivo es que ya hemos iniciado el camino hacia la descarbonización de nuestro mundo. Hoy ya disponemos de las tecnologías clave en las cuestiones necesarias para avanzar firmemente hacia ese futuro donde se limita el aumento global de temperaturas a esos 1,5° C.

Desde las energías renovables, como la solar y la eólica, hasta los vehículos eléctricos y las tecnologías ligadas a la eficiencia energética, no hay razón para pensar que no podemos lograr esta meta y ponernos manos a la obra para abordarla por muy ambiciosa que nos pueda parecer a priori.

Muchos organismos públicos y privados ya están trabajando en esta línea, y nosotros a título individual, tenemos mucho que aportar

El IPCC nos ha lanzado, al igual que hizo Kennedy, un desafío audaz y emocionante, que debemos aceptar ya que las consecuencias (algunas de ellas ya las estamos padeciendo) nos abocan a un futuro apocalíptico.

El calentamiento global agrava los efectos de los huracanes

Tenemos que hablar de alcanzar el objetivo de 1,5° C, no como un ejercicio plagado de costes y esfuerzos sino como un motor de inversión que va a conseguir que nuestro estilo de vida sea sostenible en todos sus aspectos.

Este artículo es una traducción libre y adaptada del original publicado en The Climate Group por su CEO, Helen Clarkson, y titulado The IPCC 1.5°c report is the 21st century’s Apollo challenge.

, , , , , , ,

No hay comentarios.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.